lunes, 6 de mayo de 2013

Cuento para hoy.

Tras declararse un devastador incendio en el bosque, un colibrí surcó el cielo cargado con siete gotas de agua en el pico directamente hacia el infierno, justo en dirección contraria al resto de animales que huían despavoridos. Cuando regresaba el jaguar le gritó: - ¿Qué haces colibrí? ¿Es que acaso pretendes apagar el incendio tu solo con las escasas gotas que llevas en el interior de tu minúsculo pico?
A ello el colibrí respondió: - Yo sólo hago mi parte. Y tras decir esto, regresó al lago a por más agua.

Leyenda guaraní

2 comentarios:

Javier dijo...

Bonito cuento, todos deberíamos poner nuestro granito de arena para conseguir un mundo más justo. Seríamos más felices y no tendríamos tantos problemas.

Mirian dijo...

Excelente su aporte. Está en la linea de lo que dice nuestro compatriota Eduardo Galeano: “Mucha gente pequeña en lugares pequeños, haciendo cosas pequeñas pueden cambiar el mundo”